miércoles, mayo 25, 2016

SAN JOSÉ: EL PUEBLO NUEVO Y EL PUEBLO VIEJO

Plaza de San José
Hola mochileros, el día de hoy vamos a conocer un pueblo pequeño y bonito: San José. Ubicado en el distrito de San Buenaventura (Provincia de Canta). Acompáñanos a conocer su hermosa plaza (y un misterio escondido), el increíble mirador y la majestuosa Catarata de Toma (o Shamaguma) que se encuentra a escasos minutos del pueblo en una divertida y calma caminata. 


¿Has visitado el Velo de la Novia? ¡Conoce aquí una de las cataratas más impresionantes de todo Canta!

Pero esos no son todos los atractivos de San José, pues a unas tres horas de camino está el antiguo pueblo (hoy en ruinas), abandonado debido a que de decidió fundar un nuevo pueblo cerca a la carretera, para así poder facilitar su situación. Es por esto que el "Pueblo Viejo" de San José yace en las alturas, esperando que lo visites y vivas la magia de sentir como el tiempo se ha detenido solamente en ese lugar.SI bien es algo que puede ser en cierto modo triste, también les da un atractivo ya que hacer la fuerte caminata hacia el antiguo pueblo es toda una aventura y la recompensa, amplia. Al menos eso es lo que nos dicen. El viaje en sí, prometo hacerlo para describirlo de forma personal. 

Casa en San José
Pero bueno, volviendo a lo nuestro, para llegar debimos conseguir movilidad en Canta (o si tienes un conocido puedes decirle que te recoja en el puente hacia Huamantanga) o embarcarnos en uno de los autos que van hacia Huamantanga (el paradero está un par de cuadras antes de la comisaría El Progreso). Avisemos al conductor para no pasarnos. 

Iglesia de San José
Una vez llegados al pueblo tenemos que decidir entre dar unas vueltas por el pueblo o visitar la Catarata de Toma o Shamaguma (como la llaman los pobladores).

Por mi parte pensé en dar unas vueltas al inicio, como para ir calentando un poco. El pueblo tiene puntos bien definidos como: la bonita plaza de Armas (pérgola incluída), la iglesia de San José y el Mirador.

Pérgola en plaza de San José

Una recomendación especial: cuando estén en la plaza van a ver una pequeña estatuilla ubicada en un extremo de la plaza y si la observan bien, se percatarán de que aparenta ser un personaje proveniente de nuestra selva. La pregunta que nadie contestó fue: ¿Y cómo llegó ahí esa influencia? Si hacemos memoria, en San Buenaventura hablamos de los bailes típicos, entre ellos los chunchitos. ¿Algo extraño?
Extraña estatua de los chunchitos
El mirador es un lugar desde el que podremos ver el río y la carretera, además de una increíble vista del pueblo. Valen la pena los breves 10 minutos que tomamos para llegar.

Mirador de San José

Vista desde el mirador

Una vez realizada la visita al pueblo nos dirigimos hacia la Catarata de Toma o Shamaguma. El camino se abre hacia la parte alta del pueblo (o también pueden preguntarle a cualquier poblador) justamente camino a unos árboles que se ven en la altura, luego debemos caminar paralelamente a los canales con dirección al reservorio y de este punto continuar pegado al canal que se abre hacia la mano derecha. Trepamos un pequeño muro y continuamos siempre por el canal. De este modo, en unos 25 minutos, ya podíamos ver cerca la catarata. El último tramo es un poco complicado: resbaloso y no hay un camino bien definido, pero continuemos tomando el lado derecho, siempre.

Reservorio de agua

La catarata está en parte escondida y es un preciosos lugar, por su ubicación es un buen lugar para descansar, ya que está a la sombra y el sonido es increíble, lo que acompañado de la impresionante vista es un conjunto que vale la pena visitar.

Catarata de Toma

El regreso es más que sencillo y sin darnos cuenta ya estaremos en el pueblo. Otras opciones para visitar son los restos arqueológicos de Taurinpunko y el pueblo viejo de San José. Ambos requieren de una gran caminata, por lo que les recomiendo quedarse el día anterior y partir muy temprano.

Si desean más información dejen un comentario o escriban.

Un fuerte abrazo mochilero, hasta un próximo artículo.